Wakizashi Decorativo 

Ref. 2339

100,62 € 111,80 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi con dos dragones en la empuñadura y vaina negra. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 2341

100,62 € 111,80 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi con dragón en la Tsuba y vaina negra. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 2367

54,81 € 60,90 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi piel de serpiente negra con vaina negra. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 2370

54,81 € 60,90 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi piel de serpiente roja con vaina roja. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 2373

50,31 € 55,90 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi puño trenzado azul y plata. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 50357

32,13 € 35,70 € -10%
Envio en 1 semana

Wakizashi Mad Zombie con hoja de acero al carbono de 49 cms. Total medida 78 cms. Incluye peana.

Ref. 51770

148,00 €
Envío en 10-15 días laborables

El wakizashi es un sable corto tradicional japonés. Su forma es similar a la de la katana, aunque el filo es generalmente más delgado. El wakizashi se usó desde un principio como arma de defensa para el samurái, cuando no disponía de la katana. Al ser más corta y manejable, era más indicada para la defensa en espacios cerrados.

Ref. 2361

38,64 € 42,93 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi con vaina negra y Tsuba decorada con una grulla. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Ref. 2379

50,31 € 55,90 € -10%
Envío en 10-15 días laborables

Wakizashi con dragón en la Tsuba y vaina negro y oro. Largura 66 cm. Hoja en acero inoxidable.

Mostrando 1 - 9 de 9 elementos

La wakizashi  es esencial en el equipamiento básico del guerrero samurai. Habitualmente clasificada como espada corta, forma parte de la pareja de espadas que se completa con la espada larga. Mide entre 30 y 60 centímetros, y es el único arma de la que nunca se separaba el samurai.

En la era Edo esta pareja de espadas  era considerada el símbolo de la clase samurai,  aportaba prestigio. Se transportaban introducidas entre el hakama y el obi  en el lado izquierdo; de hecho, los kanji de wakizashi (脇差) significan insertar en el lateral

Esta indumentaria empezó a utilizarse en el siglo XIV, cuando reemplazó a la tachi, de mayor tamaño. Este cambio de costumbres obedece a la restricción impuesta, por el gobierno del shogunato, de llevar espadas de cierto tamaño en los lugares reservados a la aristocracia. En encuentros de este estilo, la espada larga debía de dejarse en la entrada, mientras que la espada corta se permitía llevar siempre.

La wakizashi había sido utilizada de manera muy intensiva en las grandes batallas de las épocas previas, pero en la paz que trajo la era Edo dejó de ser tanto un ítem de batalla, para convertirse en un arma para la defensa propia. Esto significa que la espada corta, en sí misma, también era utilizada por ciudadanos que no perteneciesen a la clase samurai, para defenderse en duelos callejeros o en disputas entre bandas.